Villanúa

fotos: 

Villanúa (Bellanuga en aragonés) está situado en la comarca de la Jacetania y enclavado en el valle del río Aragón. En su término municipal se encuentran los pueblos abandonados de Cenarbe y Aruej y las aldeas abandonadas de Lierde, Izuel y Santiago.

Historia

Arrabal y La Espata

Los primeros restos de población permanente en esta zona se remontan al Eneolítico (3.000 aC), ya que hay varios dólmenes que rodean el pueblo. En la cueva de las Güisxas se han encontrado restos de cerámica y monedas romanas, por lo que se piensa que fue vivienda y refugio permanente hasta el siglo IV dC.

Villanúa aparece como nombre en el Cartulario de Santa Cruz de Serós, el 26 de marzo de 992 (aunque se cree que esta referencia fue una falsificación). En ese momento ya existe el poblado creado por el Rey y repoblado por bearneses en los siglos IX y X, como contrapoder al Señorío de Aruej (siglo VII) que controlaba el valle y estaba frente a Villanúa. En 1097 la villa fue donada al monasterio de Santa Cruz de Serós. Pasando después por las manos de otros señoríos laicos sin abandonar su pertenencia al realengo, que todavía se documenta en 1294 (Cornel y Luna), 1412-1416 y 1785.

Alcanzó su máxima población en la segunda década del siglo XX, superando los 1.100 habitantes gracias a la construcción del ferrocarril Huesca-Canfranc, pero se despobló entre los años 60 y 80 debido a la emigración a las ciudades, llegando a un mínimo de 199 habitantes. En la actualidad gracias al turismo ha superado los 500 habitantes y llega a las 6.000 personas en temporada alta. Hay 3.000 viviendas de las cuales el 90% son segunda residencia. El pueblo se distribuye en cuatro barrios, Casco Viejo, Arrabal, La Espata y Santiago.


Estación

Villanúa dispone en la actualidad de un apeadero con parada facultativa en la zona de Letranz, en la línea de Zaragoza a Canfranc. Sólo la sirven dos trenes diarios por sentido, con una duración del trayecto de 4 horas hasta Zaragoza-Delicias.

La estación se encuentra en el punto kilométrico 211,142 de la línea del ferrocarril de Zaragoza  a Francia por Canfranc. La situación GPS es 42º 41' 20.71" N, 0° 31' 24.52" O, la altitud de 1.078 metros y tiene el código de estación 74216.

Fue abierta al tráfico el 25 de julio de 1922 con la puesta en marcha del último tramo de la línea (Jaca-Canfranc). El tramo fue construído por el Estado y explotado desde un primer momento por la compañía Norte. Esta compañía se integró en 1941 en RENFE.

La falta de mantenimiento durante décadas en esta línea ha provocado varios descarrilamientos en el término de Villanúa como los producidos en enero del 2003 y julio de 2011. Los han provocado el mal estado general de la línea, con traviesas aún de madera, orografía complicada, túneles con restricciones de gálibo y puentes con restricciones de peso, si bien el accidente más grave ocurrió el 22 de diciembre de 1993 en el que se vió implicado un tren sin frenos que se llevó por delante un vehículo de mantenimiento de línea que provocó tres muertos.

Dese el 31 de diciembre del 2004 Adif es la titular de la línea e instalaciones, realizando obras de mejora parciales en octubre del 2011 para el cambio de balasto, traviesas y raíles, gastando en ello medio millón de euros.


Situación:


Ver mapa más grande